Incapacidad del Seguro Social por COPD y problemas respiratorios

Seguro social por incapacidad COPD¿Me puedo incapacitar por Enfermedad pulmonar obstructiva crónica (COPD)?

      Frecuentemente, a los Abogados de Seguro Social le preguntan si el Seguro Social (SS) lo puede incapacitar por tener COPD, una enfermedad pulmonar obstructiva. COPD es un término general usado para describir las enfermedades pulmonares progresivas incluyendo la enfisema, la bronquitis crónica, el asma refractaria (no reversible), y algunas formas de bronquiectasias. Esta enfermedad se caracteriza por un aumento en los problemas de respiración que dan la sensación de quedarse sin aire.

      Muchas personas confunden la falta de oxígeno y la tos como una parte normal del envejecimiento. En las primeras etapas de la enfermedad, puede que no note los síntomas. La COPD puede desarrollar durante años sin dificultad notable de la respiración. Se empieza a ver los síntomas en las etapas de mayor desarrollo de la enfermedad. Por eso es importante que hable con su médico tan pronto como usted nota cualquiera de estos síntomas.

     En este artículo le indicamos abajo algunos de los requisitos generales para incapacitarse por esa condición especifica. Debido a que pueden haber variantes y excepciones a esa condición médica, recomendamos que consulte su caso y condición con los abogados de seguro social llamando hoy mismo al 787-344-9219 para tener una consulta gratis y confidencial.

¿Cómo cualificar para Incapacidad por COPD?

         La Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (COPD) es una enfermedad respiratoria grave que afecta aproximadamente a 24 millones de personas en los Estados Unidos. Algunas de las personas que sufren de EPOC son incapaces de trabajar debido a las enfermedades secundarias y síntomas graves que pueden ser causados por la enfermedad. La enfermedad pulmonar obstructiva crónica es casi siempre una enfermedad a largo plazo y puede causar incapacidad permanente sin ninguna cura para la enfermedad. Debido a esto, las personas que sufren de la condición a menudo consideran solicitar los beneficios por incapacidad del Seguro Social. Si usted ha estado sufriendo de la EPOC o COPD y no puede de trabajar debido a los síntomas que han estado experimentando, la siguiente información puede ayudarle con su reclamación de discapacidad de Seguro Social.

La Enfermedad pulmonar obstructiva crónica – Condición y síntomas

    La Enfermedad Pulmonar Obstructiva es una enfermedad obstructiva crónica de las vías respiratorias y del flujo de aire. La COPD es más frecuentemente causada por la exposición prolongada a irritantes de los pulmones. El tabaco es una de las principales causas de la COPD, aunque la contaminación del aire y la exposición prolongada a productos químicos también pueden contribuir a la enfermedad.

      Cuando una persona sufre de COPD, las vías aéreas de los pulmones comienzan a perder su elasticidad. Este síntoma empeora con el tiempo. Los sacos de aire en los pulmones también se destruyen. Según avanza la condición, la mucosa se empieza a formar y obstruye las vías respiratorias. Debido a que la cantidad de oxígeno absorbido por los pulmones se reduce debido al desarrollo de la condición, la COPD también puede tener un impacto significativo en la salud del corazón.

     Hay dos condiciones secundarias que las personas que viven con COPD sufren a menudo, estas son, el enfisema y la bronquitis crónica. La mayoría de los pacientes con COPD sufren de estas dos condiciones. Los individuos que sufren de enfisema comienzan a experimentar un daño significativo a los alvéolos de los pulmones. Esto hace que sea difícil para el cuerpo cambiar de oxígeno y monóxido de carbono. Los que sufren de bronquitis crónica comienzan a desarrollar la inflamación de las vías respiratorias. Esto da lugar a un exceso de producción de moco y puede hacer que sea muy difícil respirar. Los síntomas por sí solos no serán suficientes para diagnosticar su condición, sin embargo. Para el diagnóstico de la COPD, su médico tiene que ordenar una variedad de pruebas, incluyendo pruebas de función pulmonar y rayos X, así como exámenes físicos.

      Actualmente no existe cura para la enfermedad pulmonar obstructiva crónica. El tratamiento, sin embargo, está disponible para desacelerar la progresión de la enfermedad. Las opciones de tratamiento incluyen tratamientos para dejar de fumar, vacunas contra las infecciones respiratorias, la rehabilitación respiratoria y medicamentos anti-inflamatorios. La terapia de oxígeno a largo plazo y los inhaladores también se utilizan para tratar a los pacientes con COPD. En casos extremos, se pueden considerar los trasplantes de pulmón.

La Incapacidad del Seguro Social con Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica

      Cuando la Administración de Seguro Social (SS) analiza una solicitud de incapacidad hacen referencia a un “Libro Azul” que contiene una lista de deficiencias que han sido definidos por la SS. El SS no tiene una lista específica para la COPD en su lista de impedimentos. La condición de la COPD, sin embargo, cae bajo la Sección 3.0 de la lista de deterioro del Seguro Social, que cubre enfermedades respiratorias. De acuerdo con el SS, la condición de la enfermedad pulmonar obstructiva crónica se clasifica como una enfermedad obstructiva de las vías respiratorias.

      Cuando solicite los beneficios de incapacidad del Seguro Social en base a una reclamación de COPD tendrá que probar que la condición es lo suficientemente grave como para evitar que realice un trabajo sustancial y lucrativo. Esto se puede hacer proporcionando récords médicos detallados además de proveer su historial laboral. Asegúrese de que su médico documente todos los síntomas que está sufriendo, así como la gravedad de cada síntoma. Esto hará que sea más fácil para que el abogado pueda probar su caso de Incapacidad ante el Seguro Social.

La Enfermedad pulmonar obstructiva crónica y su caso de incapacidad del Seguro Social

       Al revisar su solicitud de Incapacidad del Seguro Social, dicha agencia va a evaluar cómo su condición limita su capacidad de trabajo, la cantidad de tratamiento que ha tenido y cómo ha respondido a dicho tratamiento. Es importante proveer suficiente evidencia méidca para apoyar su reclamo de Incapacidad. Sus récords médicos deben incluir todos los tratamientos que ha probado y qué efecto, si lo hay, estos tratamientos han tenido sobre su condición y síntomas.

        Si no hay suficiente evidencia disponible sobre su condición de COPD, el SS puede requerir que vaya a un examen consultivo antes de tomar una decisión respecto a su solicitud de Incapacidad del Seguro Social. Este examen no está diseñado para tratar su condición de COPD. El único propósito de este examen es determinar la gravedad de su enfermedad y para evaluar cómo el caso de la EPOC afecta a su capacidad para trabajar.

       Es común que a un paciente que sufre de COPD se le niegue los beneficios por discapacidad en la etapa inicial del proceso de solicitud de Incapacidad del Seguro Social. Típicamente, sólo un 10 por ciento de las aplicaciones son aprobados en esta etapa del proceso. Es posible que desee considerar la contratación de un abogado de incapacidad para que lo represente en su esfuerzo por obtener los beneficios por incapacidad. Sus posibilidades de éxito para la incapacidad de Seguridad Social son estadísticamente mucho mayor con representación legal adecuada.

       Si usted entiende que está incapacitado y no puede trabajar a causa de artritis – o cualquier otra condición médica documentada, llame al 787-344-9219 para una consulta con un abogado de Seguro Social aquí mismo en Puerto Rico o visite la página de www.segurosocialporincapacidad.com

      Recuerde que nada de lo anterior debe ser considerado como un consejo legal y es solo para información general. Todo lo anterior tiene que ser corroborado directamente con el Seguro Social y con un abogado de seguro social para que le brinden más detalles y verifiquen la información.

Incapacidad por Dolor en las Articulaciones

dolor en las articulaciones abogado seguro social

¿Me puedo incapacitar por dolores en las coyunturas?

La incapacidad del Seguro Social en Puerto Rico por dolores severos en las coyunturas – preguntas al abogado de Seguro Social

    Muchas veces a los abogados de seguro social le preguntan si una persona se puede incapacitar por tener problemas y dolores en las coyunturas. Aunque es posible cualificar para la incapacidad del Seguro Social debido a un dolor crónico de las articulaciones, es extremadamente difícil probárselo al Seguro Social y que este le conceda los beneficios. Por ello, aquí en este artículo le damos algunos ejemplos generales de la evidencia médica que considera el Seguro Social para evaluar esta condición. Debido a que hay muchas variantes de esta condición, recomendamos que consulte su situación con los abogados del seguro social al 787-344-9219 para una consulta gratis y totalmente confidencial.

     El dolor en las coyunturas o articulaciones es muy común. Casi una tercera parte de los adultos en Puerto Rico sufren de dolor en las articulaciones en algún momento de sus vidas. Los lugares típicos en donde da dolor articular incluye las rodillas, los hombros, el cuello, las caderas, los codos, las muñecas y los tobillos. La severidad del dolor en las articulaciones varía desde dolor leve a inmovilización por el dolor, y puede durar un par de semanas (aguda) o durante meses o años (crónica). Debido a que usted utiliza sus articulaciones (el lugar donde se unen dos huesos) cada vez que se mueve cualquier parte de su cuerpo, dolor severo en las articulaciones puede ser muy incapacitante.

     El dolor en las articulaciones tiene muchas causas, incluyendo lesiones, inflamación, la edad, la infección y hasta el cáncer. Los diagnósticos médicos asociados con dolor en las articulaciones incluyen la osteoporosis, la artritis, la fibromialgia, bursitis, lupus, y la gota.

 ¿Puedo obtener Incapacidad del Seguro Social para el dolor intenso en las articulaciones?

 Aunque es posible cualificar para el Seguro Social por Incapacidad como resultado de su dolor articular crónico, es extremadamente difícil.

 Para tener derecho a beneficios por incapacidad, primero debe mostrar la Administración del Seguro Social que usted no está haciendo trabajo sustancial y que tiene un grave deterioro “médicamente determinable” que va a durar por un período continuo de no menos de un año. Con el fin de obtener beneficios por incapacidad por dolor en las articulaciones, por lo tanto, debe buscar primero un diagnóstico y tratamiento por parte de los profesionales médicos y establecer que usted tiene una incapacidad permanente. En otras palabras, si usted solicita la discapacidad a causa de un fuerte dolor en una articulación, usted no será considerado para recibir beneficios a menos que tenga los rayos X, resonancias magnéticas, MRI, o pruebas de laboratorio que muestran que usted tiene un impedimento físico que razonablemente podría esperarse que producir sus síntomas.

           Si usted ha cumplido con estos requisitos iniciales, el Seguro Social evaluará si su impedimento cualifica para los beneficios por incapacidad. Usted puede tener derecho a beneficios por incapacidad en una de dos maneras: (1) al demostrar que su impedimento cumple o iguala los requisitos establecidos en el libro azul del Seguro Social, (la lista de impedimentos que califican automáticamente para los beneficios); o (2) al demostrar que su deterioro provoca limitaciones físicas y/o mentales que le impiden trabajar a tiempo completo.

     El Dolor en las articulaciones es muy común; tantos como una tercera parte de los adultos sufren de dolor en las articulaciones en cualquier momento dado. Lugares típicos para el dolor articular incluyen las rodillas, los hombros, el cuello, las caderas, los codos, las muñecas y los tobillos. La severidad del dolor articular varía desde dolor leve a inmovilizar el dolor, y puede durar un par de semanas (aguda) o durante meses o años (crónica). Debido a que usted utiliza sus articulaciones (el lugar donde se unen dos huesos) cada vez que se mueve cualquier parte de su cuerpo, dolor severo en las articulaciones puede ser muy incapacitante.

¿Cómo el dolor en las articulaciones pueden quedar amparadas por una lista de la Libreta Azul?

           Para cualificar para incapacidad por la disfunción de la articulación, el dolor en las articulaciones debe estar asociado a una deformidad en la articulación. Con el fin de cumplir con este perfil, imágenes médicas (por ejemplo, un MRI o una resonancia magnética) debe demostrar el estrechamiento del espacio articular, anquilosis (cuando las articulaciones se fusionan), o la destrucción de los huesos. También debe tener un historial de dolor en las articulaciones y rigidez y pérdida de movimiento en la articulación.

           Si la deformidad es en la cadera, la rodilla o el tobillo, debe hacer que usted no puede caminar lo suficientemente bien como para llevar a cabo las actividades normales de la vida diaria. Una incapacidad para caminar suficientemente significa que necesita un andador, dos muletas o dos bastones; usted no puede usar el transporte público estándar; no se puede ir de compras o ejecutar otras diligencias sin la ayuda de alguien; o no se puede subir a un ritmo razonable aun con el uso de una ayuda.

           Si la deformidad es en el hombro, el codo, la muñeca o la mano, debe ser en ambos brazos, y debe hacerlo tan difícil utilizar sus manos con eficacia que necesita ayuda de otra persona para las actividades diarias, como preparar la comida, alimentar a ti mismo, el cuidado de la higiene personal, o la clasificación y manejo de documentos o archivos.

           Para acogerse a esta oferta, usted tendrá que asegurarse de que las notas de su médico incluyen exactamente cómo sus problemas en las articulaciones limitan usted (sus “limitaciones funcionales”), y que los registros contienen los resultados de las imágenes médicas apropiadas.

           El Listado azul del SS también incluye otros anuncios que se asocian con el dolor articular crónico, como por ejemplo:

  • artritis inflamatoria reumatoide;
  • lupus;
  • la osteoartritis de la columna vertebral; o
  • cirugía de cadera.

El Seguro Social por Incapacidad basado en su capacidad funcional residual

           Muchos diagnósticos asociados con dolor en las articulaciones no se consideran como automáticamente “incapacitante” por el Seguro Social. Por ejemplo, no hay listados de los siguientes problemas relacionados con las articulaciones específicas:

  • enfermedad articular degenerativa o artritis
  • fibromialgia
  • bursitis
  • problemas de cadera
  • problemas en el cuello
  • problemas en el hombro
  • Síndrome de Fatiga Crónica

           Si usted tiene uno de los diagnósticos anteriores, tendrás que demostrarle al Seguro Social que su capacidad de funcionamiento es tan limitada que no puede trabajar a tiempo completo. El SS determina si su deterioro le impide trabajar a tiempo completo mediante la realización de una evaluación de “capacidad funcional residual” o “RFC”. El RFC es una medida de su capacidad para trabajar después de tener en cuenta sus discapacidades físicas y mentales.

    En fin, si usted está incapacitado y no puede trabajar a causa de una de estas condiciones médicas, las cuales ya hayan sido diagnosticada por un doctor, llame al 787-344-9219 para una consulta con un abogado de Seguro Social aquí mismo en Puerto Rico o visite la página de www.segurosocialporincapacidad.com para más información.

 Nada de lo anterior debe ser considerado como consejo legal y es solo para información general. Todo lo anterior tiene que ser corroborado directamente con el Seguro Social o con un abogado de seguro social para que le brinden más detalles y verifiquen la información.

¿Por qué debo contratar un abogado de Seguro Social por Incapacidad para mi caso?

Abogado Seguro Social

¿Por qué debo contratar un abogado de Seguro Social por Incapacidad para mi caso?

Si usted decide contratar a un abogado de Seguro Social para obtener la incapacidad del Seguro Social en Puerto Rico, el abogado analizará su caso bajo las reglas del Seguro Social aplicables y le explicará su caso en detalle, junto a la evidencia médica. También se comunicará con todos sus médicos para asegurarse de obtener toda la evidencia médica para su expediente y lo preparará para la vista, interrogará los peritos durante la vista administrativa y objetará evidencia ante el Juez del Seguro Social.

Lo más recomendable es que al inicio de su reclamación de incapacidad ante el Seguro Social, o tan pronto le denieguen el caso, usted consulte con un abogado. Es importante que recuerde que no todos los abogados practican ante el Seguro Social, por tal razón es recomendable que se oriente con un abogado que esté familiarizado con las reglas y los procedimientos del Seguro Social en Puerto Rico.

Es importante recordar que, para que una persona se considere como “incapacitada” para obtener el Seguro Social por Incapacidad en Puerto Rico, ésta tiene padecer de una condición médica que le impida desempeñar un “trabajo sustancial y lucrativo”. Dicha condición médica tiene que estar diagnosticada y corroborada por un doctor.

Además, la condición médica debe durar por lo menos 12 meses consecutivos. La incapacidad del Seguro Social no es para condiciones breves o temporeras que van a durar menos de 12 meses. Por ejemplo, si su doctor le indica que se va a recuperar de su condiciones en 6 meses, es muy probable que el Seguro Social no va a aprobar su caso de incapacidad. Para incapacidades temporeras que duren menos de un año, usted debería tener un seguro privado diferente al Seguro Social.  Finalmente, la incapacidad debe ser tan grave que le impida hacer su trabajo y cualquier otro trabajo similar basado en su edad, educación, destreza y experiencia.

Obtener la incapacidad puede ser complicado y consumirle mucho tiempo. Por ello, es mejor que esté bien asesorado con un abogado de seguro social que sepa como mejor presentarle su caso de incapacidad a la Administración del Seguro Social.  Acuérdese que un error en los trámites podría implicar la denegación de su caso y que el mismo se atrase considerablemente.

Para más información o preguntas sobre la incapacidad del Seguro Social, llámenos al 787-344-9219 para una consulta gratuita con uno de los abogados de Seguro Social por Incapacidad en Puerto Rico o visite segurosocialporincapacidad.com o abogadodelsegurosocial.com